Poemas gitanos resuenan en Puebla gracias a la voz de Katja Sulc

16/12/2019 - 8 pm 0
Imagen
por Raúl Rivera

Raúl Rivera

Mi obra es poesía hecha música, expresa la cantante Katja Šulc de Eslovenia, invitada por la Galería de Arte Liliput para sumar su arte a la apertura de una de sus últimas exposiciones.


La belleza de la poesía va de la mano de la lengua del pueblo que la crea. Los pensamientos de los poetas se suman a las intensionalidades amalgamadas de constumbres, tradiciones y experiencias del terruño. Por ello, la cantante Katja aborda respetuosamente las palabras en romaní del pueblo gitano y las comunica al mundo, acompañadas de sus composiciones.


Aclara Katja que el romaní se habla en varios países como Polonia, Serbia, Macedonia, “porque los gitanos hay en varios países, incluso en México hay un millón de gitanos. Son un pueblo extraordinario porque no poseen un país, son originarios de la India. Hace mil años iniciaron su viaje pero dicen que la lengua romaní es su país. Escriben en esta lengua romaní que no se enseña en las escuelas".


“El romaní es una forma de ver el mundo con los ojos de gitano”, con estas palabras la artista eslovena nos da una prueba de la vida que tuvo en Europa Oriental, donde los gitanos conviven humildemente con los habitantes de los pueblos.


Esta forma de ver el mundo, expresa Katja, posee valores propios, “lo ven de una manera muy especial, auténtica, humilde: hay que leer esos poemas para entender. Hablan de cosas universales, pero de una forma simple”.


Su producción discográfica “Kamlisajlan” (te enamoraste) contiene varios poemas recopilador y trabajados por Katja: “Mi último proyecto toma la poesía gitana del romaní de los Balcanes y de Europa del Este. Fue un proyecto que inicié hace varios años y lo concluí en México y salió gracias a una casa disquera en 2016”.


El romaní, pero en especial los gitanos, han fascinado a Katja desde pequeña: “En Eslovenia, mi país, hay muchos gitanos, y donde viví conocí a muchos, donde viven mis padres siempre pasaban por los pueblos pidiendo algo, me fascinaron porque no viven de una manera contemporánea, van contra el mundo, se adaptan poquito pero no tanto”.


Con la mayoría de edad, la joven Katja se encontró formalmente con su cultura, “su música siempre la vi en un pedestal, la forma en que tocan muestra cómo viven el momento y se muestran al máximo”.


Pero antes de 2009 Katja no había escuchado la poesía gitana, fue gracias a un libro recopilatorio de poemas traducido al inglés que los primeros pasos por el pensamiento gitano comenzó, y con él su obra musical: “Leí los poemas y me tocaron, decidí ponerle música, inicié el proyecto. En París, en un instituto de la lengua y la civilización gitana, ingresé a un curso para aprende a leer y escribir el romaní, mi mentor era un activista gitano y me ayudó con mi proyecto”.


Transcurrido algún tiempo, Katja visitó México por primera vez hace veinte años en un viaje con su hermana: “aquí empecé mi vida de músico, aquí decidí dedicar mi vida a la música. Para mi último disco de música gitana conté con la colaboración del músico Alban Usatch de San Cristóbal de las Casas y ahora me siento como en mi segunda casa”.


Katja también lamento que, en estos momentos, el romaní está en riesgo de desparecer, una situación similar que enfrentan las lenguas originarias de los pueblos indígenas añade, parentesco al que Katia se ha sensibilizado con su arte: “Por ello también estoy explorando la poesía indígena y le he puesto música a tres poemas contemporáneos”.


“Diría que la forma de expresar ideas de la poesía indígena y de la poesía gitana es muy bella y me fascina las condiciones en las que escriben esos poetas. Este nuevo trabajo sería mi historia con México, todo lo que descubrí en esos años y la música que me fascinó, sobre todo la poesía contemporánea indígena de México, también la poesía de los boleros, las rancheras, pero quiero hacerlo de una manera contemporánea con mi estilo de Live Looping (un ensamble de sonidos repetidos o “el arte de acompañarte musicalmente a ti mismo”)”, expresa Katja antes de concluir la conversación, siempre destacando la cultura de un pueblo fascinante como el gitano, unido por una lengua nacida en el Mundo Antiguo.


Para más detalles de la obra de la artista Katja, está disponible su página personal katjasmusic
Nota por:
Raúl Rivera

Raúl Rivera